América Latina avanza con buses eléctricos, bicicletas y otras alternativas menos contaminantes.

energia-limpia-xxi-foto-byd

CAMBIO CLIMATICO Y DESARROLLO SOSTENIBLE / ENERGIA LIMPIA XXI.  América Latina esta dando un giro al transporte sostenible, usando soluciones creativas que van desde bicicletas, taxis eléctricos y buses hibridos que combinan tecnologias menos contaminantes. Un informe de la Agencia de Naciones Unidas del Medio Ambiente (PNUMA) recogido por Energía Limpia XXI destaca que miles de ciudadanos de América Latina y el Caribe, junto con los gobiernos y el sector privado, conmemoraron hoy el Día Mundial del Medio Ambiente, el mayor evento anual de las Naciones Unidas para fomentar la conciencia mundial y la acción ambiental.

Desde que comenzó en 1974, el Día Mundial del Medio Ambiente ha crecido hasta convertirse en una plataforma global para la difusión pública. Las celebraciones de este año se llevaron a cabo bajo el tema “Sin Contaminación del Aire”, un llamado a atender el mayor riesgo ambiental para la salud humana, que causa cada año al menos 300 MIL muertes prematuras en las Américas.

Dos gobiernos nacionales de América Latina y dos ciudades capitales anunciaron hoy compromisos para llevar la calidad del aire a niveles seguros para 2030 al unirse a la campaña Respira la Vida, una iniciativa conjunta de ONU Medio Ambiente, la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Coalición del Clima y Aire Limpio y el Banco Mundial.

Los gobiernos nacionales de Honduras y México, y las autoridades locales de Bogotá (Colombia) y Montevideo (Uruguay) se comprometieron a encontrar soluciones en favor de un aire limpio como parte de su adhesión a la red Respira La Vida, que ahora cuenta con la participación de 63 ciudades, regiones y países con un total de 271,4 millones de ciudadanos.

En la capital colombiana, Bogotá, una ciudad con más de 8 millones de habitantes, las instituciones municipales están trabajando juntas en un marco de colaboración que reúne los esfuerzos de la administración local, regional y nacional para mejorar la calidad del aire y la salud pública.

México apunta a desarrollar un enfoque integrado, acciones de coordinación entre las autoridades locales y esfuerzos internacionales de colaboración para reducir la contaminación del aire y las emisiones de los contaminantes climáticos de vida corta, mitigar el cambio climático y proteger la salud pública.

Como parte de las celebraciones del 5 de junio, también se incorporaron al a campaña los estados mexicanos de Coahuila, Durango, Michoacán, Sinaloa, Querétaro, Yucatán, y las municipalidades de Celaya, Cuatro Ciénegas, Guanajuato, León, Matamoros, Puebla, Purísima del Rincón, San Francisco Gto., Querétaro, Tlaxcala y Toluca.

Honduras, que ha tenido un plan de calidad del aire desde 2007, continúa trabajando con sus socios para fortalecer la gestión de este sector, mientras se enfoca adicionalmente en actualizar las regulaciones de emisiones de los vehículos y el despliegue de estufas mejoradas.

Montevideo, la capital uruguaya, creará conciencia sobre los desafíos que enfrentan las personas a causa de la contaminación del aire, y realizará una campaña para concienciar a los ciudadanos sobre la importancia de la información ambiental arrojada por las dos estaciones de monitoreo de la calidad del aire disponibles en la ciudad.

“El derecho al aire limpio es un derecho humano. Si no podemos respirar aire limpio, no podemos gozar de salud, no podemos vivir a plenitud. Así de simple. La contaminación es el desafío Ambiental más apremiante de nuestro tiempo”, dijo Leo Heileman, Director Regional de ONU Medio Ambiente para América Latina y el Caribe.

“Todo nuestro cuerpo, de la cabeza a los pies, resulta afectado cuando inhalamos gases venenosos que circulan en el aire de nuestras ciudades y campos. El derecho a un medio ambiente saludable está consagrado en las constituciones de al menos 100 países en el mundo. Ha habido avances sustantivos en políticas públicas por un aire limpio en la última década, pero hay que apretar el acelerador”, añadió Heileman.

Comprender los diferentes tipos de contaminación, y cómo afectan nuestra salud y el medio ambiente, nos ayudará a tomar medidas para mejorar el aire que nos rodea. Es por eso que el Día Mundial del Medio Ambiente, como el día para que las personas hagan algo por el planeta Tierra, es una gran oportunidad para promover la participación ciudadana.

En Ecuador, jóvenes plantaron 1.000 árboles nativos en el cráter del Pululahua, uno de los pocos volcanes habitados en el planeta. En Haití y México, Naciones Unidas organizó festivales de cine sobre el medio ambiente.

El estado mexicano de Guanajuato, con 5 millones de habitantes, anunció hoy el establecimiento de una comisión especial para lidiar con la contaminación del aire, y tendrá más celebraciones durante el día, incluida una excursión nocturna en bicicleta.

El uso de la bicicleta como medio de transporte sostenible también está en la agenda de Perú, donde se organizaron grandes paseos en bicicleta en la capital, Lima, para conmemorar el Día Mundial del Medio Ambiente. En Brasil, 10 estados organizaron rodadas en bicicleta en el transcurso de la semana, mientras que la ciudad de Sao Paulo lanzó formalmente la Red Nacional de Monitoreo de la Calidad del Aire.

En Argentina, la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable lideró una rodada en bicicletas equipadas con sensores para medir la calidad del aire. En el mismo país tiene lugar el Campeonato Mundial U20 de Rugby, que se unió a las celebraciones del Día Mundial del Medio Ambiente. El torneo se lleva a cabo en las ciudades de Rosario y Santa Fe, del 4 al 22 de junio. Durante el fin de semana, siete de los doce capitanes participantes plantaron un ceibo, el árbol nacional de Argentina.

Varias ciudades capitales o megalópolis en América Latina no han cumplido en algún momento los estándares de calidad del aire de la OMS, por ejemplo, Santiago de Chile, Lima, Ciudad de México, La Paz, Buenos Aires o Sao Paulo. Y con demasiada frecuencia las ciudades más pequeñas tampoco cumplen estas pautas de calidad.

“Nadie en el planeta debería tener que escoger entre salir a la calle con una mascarilla o quedarse encerrado en casa. No, nuestro derecho es vivir a plenitud al aire libre en ciudades y áreas rurales sostenibles y resilientes. Nuestro derecho es a vivir en un planeta sin contaminación del aire”, dijo Heileman.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s